CRISIS DE SEPARACIÓN A LOS 8 MESES (MAS O MENOS)

Así es el sueño de los bebés, mi estimada Angelita. Justo cuando pensabas que lo tenías manejado, llega un nuevo cambio que te alborota el gallinero. En este caso, llegará alrededor de los 8 meses aunque puede ser unos meses antes o quizás unos después. Plop. Lo sé, lo sé, pero somos humanos, no robots, qué te puedo decir!

 

Qué sucede. Cuando tu bebé es recién nacida ella no sabe que existen cosas en el mundo fuera de lo que ella, en ese preciso instante, puede percibir con sus sentidos. Mientras ve ese árbol en el jardín, el árbol existe, pero cuando lo deja de ver, deja de existir. No hay un sentido de permanencia de los objetos. En definitiva, como diría Kelly Clarkson en una canción de mis años mozos “out of sight, out of mind”. Sin embargo, (y la edad en lo que esto empieza a ocurrir todavía se debate), alrededor de los 7 meses ya tu angelito empieza a darse cuenta de que las cosas y personas siguen existiendo aún cuando ellos no los perciben. Parte de la diversión del clásico juego “peek-a-boo” o como lo llamábamos en casa “dónde está mamá? Acá está mamá!!”, es el descubrimiento de que detrás de las manos que tapan tu cara, sigue estando mamá! Eso es lo divertido del juego! Pero si tu angelito es aún muy pequeñita, ella no buscará detrás de tus manos para encontrarte, pues al no verte, ya no existes digamos.

 

Ok, pero qué tiene que ver esto con el sueño? Mucho. Mal que bien, hasta ese momento quizás podías salirte con la tuya de arrullar a tu bebé en brazos y luego dejarlo en su cuna para que continúe el resto de la noche ahí. Cuando despertaba no había tanta confusión con respecto a “qué sucedió, por qué ya no estoy en brazos? Cómo acabé acá?” ya que sólo existía lo que veía en el presente. Una vez que se desarrolla este sentido de PERMANENCIA DE OBJETO, tu bebé sabe que MAMA EXISTE AUN CUANDO NO LA VE. Y claro, te extraña. Y en efecto, no tiene idea si volverás cuando sales de su vista, ni cuándo. Me parece suficiente como para que sienta algo de angustia, no crees? Angustia de separación! Pero no sufras por tu bebé, y MENOS creas que la mejor manera de pasar por este momento es pegándote al bebé con velcro a la panza para que no se angustie. Es un momento totalmente natural y saludable en su desarrollo! Y tu angelito debe aprender con toda seguridad que tú SIEMPRE ESTAS, aún cuando físicamente no estás. Esta es la raíz, en mi humilde opinión, del apego seguro. El apego seguro, no es aquel en donde madre e hijo se convierten en una sola existencia y en donde el bebé jamás tiene que experimentar esta angustia o duda acerca de si mamá volverá. Por el contrario: Para que tu bebé aprenda a estar seguro, deben existir ciertas rupturas alrededor de tu relación con él. Vale decir, a veces te tienes que ir, para que sepa QUE SIEMPRE VAS A VOLVER y generar esa confianza! Cómo aprendemos autonomía o independencia si no nos lo permiten?

 

Pero bueno, estoy divagando. Qué sucede ahora? Cuando echas a tu bebé en su cuna luego de haberse quedado plácidamente dormido en tus brazos y en tu presencia, éste eventualmente despertará en uno de sus muchos despertares parciales a lo largo de la noche. El problema es que ahora recordará que MAMA ESTABA ANTES CON EL Y AHORA NO ESTÁ Y OH POR DIOS QUÉ SIGNIFICA ESTO? VOLVERA? CÓMO DIABLOS LLEGUÉ AQUÍ SI AQUÍ NO EMPECE!? Y entonces, mi querida Angelita, si has leído posts anteriores, sabrás hacia donde me dirijo con esto: Angelito llorará angustiado pues reclamará la presencia de su cuidador y estará confundido con respecto a donde se encuentra en este momento. Añade a eso el no saber dormir sin ayuda, y tendrás la receta ideal para unas noches bien thrillers!

 

QUÉ COSA AYUDA?

Creo que ya sabes la respuesta:

  • Ayuda que tu bebé se quede dormida en el mismo lugar y en la misma forma en la que se encontrará el resto de la noche. Así evitarás esa sensación de confusión al despertar durante la noche y se sentirá segura ya que su ambiente, su entorno, no cambia mágicamente cuando duerme, sino que todo sigue igual. Igual es bueno. Distinto, no tanto.
  • Esto implica que tu bebé sepa quedarse dormida sin ayuda, vale decir, que sepa conciliar el sueño de manera independiente para que cuando despierte parcialmente durante la noche en su cuna, pueda seguir tranquilamente durmiendo sin necesidad de llamar a alguien a “hacerla dormir”. Esto evita que se “active” y que pase plácidamente de un ciclo de sueño al siguiente.

 

UNA CUESTION DE CONFIANZA

Así es. Dormir bien y tranquilos ES UNA CUESTION DE CONFIANZA. Hay pocos momentos en nuestro día a día en los que nos encontramos tan vulnerables como cuando dormimos. Debemos confiar en nuestro entorno, estar seguros de que nada cambiará y de que estamos NOSOTROS seguros. Es ahora, digamos a raíz del desarrollo de la permanencia del objeto, que los Angelitos empiezan a atar cabos, (a raíz de que identifican que mamá existe aún cuando no la ven), se dan cuenta de que ella los “hace dormir” y luego, quizás hasta con un bailecito de la felicidad o el proverbial moonwalk, caleta se retira del cuarto para ir a tomarse una merecida botella de gin. Y los dejan solos en su cuarto. Poco a poco noche tras noche, tu bebé abrirá los ojos en un despertar parcial luego de unas horas y verá que mamá ya no está donde estaba antes. Y llorará pues por un lado no tiene idea dónde estás ni por cuánto rato te irás o si regresarás, y por otro lado, no sabe dormir sin tu ayuda. Y claro, el siguiente paso es que con el tiempo confiará menos en la hora de dormir y luchará contra el sueño pues sabrá que tu te vas cuando el se duerme. No confía en la hora de dormir. Lo cual no es tan raro no? A ver, si tu te acuestas en tu cama una noche y apareces en la sala más tarde, te vas a sorprender, pero bueno digamos que lo adjudicas a sonambulismo y regresas a tu cuarto a dormir. Pero esto sigue ocurriendo noche tras noche y luego de un tiempo podrías empezar a luchar contra el sueño pues no confías en lo que sucede en la noche una vez que te duermes. Algo así.

 

COMO GENERAMOS CONFIANZA A LA HORA DE DORMIR (Y EN TODO MOMENTO)?

Muy simple, acostándolo en su cuna luego de una linda y relajante rutina de sueño, en un horario apropiado para su edad y permitiéndole quedarse dormido sin ayuda y en las mismas circunstancias en las que se va a encontrar el resto de la noche. Mamá se despide y le dice hasta mañana mi amor, y efectivamente, mamá está ahí todas las mañanas! Entonces bebé aprende que las noches no son de temer. Que cada noche empieza igual y termina igual: Con mamá apareciendo todas las mañanas a engreírlo, apachurrarlo, alimentarlo etc. Sabes cómo se ve esto? Se vé así:

 

 

Un bebé que al despertar está tranquilo, feliz y hasta sonriente en su cuna, pues sabe que todo está bien, se siente seguro en su entorno y de paso HA DORMIDO TODA LA NOCHE.

 

COMO LIDIAR CON LA ANGUSTIA DE SEPARACION?

Aunque no lo creas… separándote de tu bebé! Okok, no siempre ni para siempre pero DE VEZ EN CUANDO! Es una falacia pensar que la única manera que tu bebé confíe en ti o esté seguramente apegada a ti sea si estás pegada a ella portándola 24/7. No solo no es sostenible sino que estresa a cualquiera! Los científicos que estudian el apego NO CREEN QUE PARA QUE UN BEBE CONSIGA APEGO SEGURO CON SU MADRE DEBA ESTAR PEGADO CON GOMA A ELLA (haciendo colecho, dando de lactar hasta los 15 años exclusivamente, siendo portado permanentemente, etc). El verdadero apego seguro se da cuando prestamos atención a nuestros bebés durante sus cuidados, cuando les damos de comer, ya sea en el pecho o con biberón mientras les conversamos o miramos a los ojos. Cuando somos sensibles y respondemos a sus necesidades y a sus señales. Tiene hambre? Se le alimenta. Tiene frío? Se le abriga. Tiene sueño? A dormir! En serio crees que si das de lactar tu lazo es mayor que el de alguien que da biberón? Y qué pasa si quien da de lactar lo hace viendo tele y la que da biberón lo hace mirando a su bebé mientras la acaricia? ACA hay un artículo que AMO acerca precisamente del apego seguro y cómo lograrlo y te explica con EVIDENCIA CIENTÍFICA NO SOLO CON LINDAS PALABRAS QUE SUENAN LOGICAS PERO NO TIENEN PIES NI CABEZA por qué mucha gente confunde APEGO SEGURO con APEGO ANSIOSO. Pero estoy divagando… volvamos a la angustia de separación.

 

Es importante que existan RUPTURAS en nuestras relación con nuestros bebés, pues por un lado cómo comprenderá que siempre vuelves o que no te irás para siempre, si jamás te vas? Trato de pensar en un ejemplo que ilustre mejor este punto. Quizás esto ayude: Tú me cuentas un secreto porque confías en mí y sabes que nunca lo contaré. Pero esto solamente lo sabes si me contaste alguna vez un secreto y efectivamente nunca lo conté. Es decir, me fui a mi casa luego de hablar contigo, pasaron los meses, y nunca nadie se enteró. Y cada vez que me cuentas un secreto, pasa el tiempo y nadie lo sabe. Entonces, en la práctica has aprendido a confiar en mí. Prometerle a tu bebé que siempre puede contar contigo y que siempre estarás ahí para ella implica a veces separarte para que ella aprenda que volverás! Permítele alejarse y explorar, gatear hacia otro cuarto en donde no estás. Mírala de lejos sin perseguirla aprehensivamente. Observa con atención lo que hace desde una distancia, que ella sienta que es libre de alejarse pues tú estás atenta y tranquila. Como tener un salvavidas en la playa. Te metes al mar más tranquila pues sientes seguridad pero el salvavidas no se tiene que meter contigo cada vez a que te prendas de su bolla cada vez que entras pues jamás aprenderías ni sabrías que TU PUEDES! Y de paso, sigues confiando en el salvavidas pues la vez que tuviste dificultades, él entró a ayudarte.

Ojo también a veces tendrás que dejarla unos minutos sola (en un espacio seguro). Y puede que esto genere algo de estrés, pero el estrés también es positivo (lee el artículo de Harvard en la bibliografía para que entiendas lo que es el estrés positivo) ya que te enseña y te hace resiliente. Se estresa un ratito pero luego tu regresas, siempre regresas, y cada vez aprenderá que tú no te desapareces de su vida, sino que sales un rato y VUELVES.

 

Y por supuesto, esto aplica también en las noches: Tu te despides con seguridad y confianza de tu angelito y sales del cuarto. Al día siguiente, como todas las mañanas, entras a darle los buenos días. Tu bebé no se siente abandonado. El ha aprendido (porque son expertos detectores de patrones) que esto se repite así todas las noches, que está seguro y que mamá cuando se despide, eventualmente vuelve. Puede llorar un rato pero luego se va a dormir y al amanecer volverá mamita. Entonces APRENDE. Ese pequeño momento de estrés que experimentó en la noche, se convierte en una oportunidad de aprender y fortalecer su relación contigo. Estrés positivo (te recomiendo nuevamente HAZ CLICK ACA PARA LEER SOBRE EL ESTRÉS EN UN ARTICULO DE LA UNIVERSIDAD DE HARVARD) Algo muy distinto a quedarse dormido en brazos de alguien que luego debe escaparse estilo ninja del cuarto, no? Piénsalo!

QUISIERAS AYUDA PERSONALIZADA PARA ENSEÑARLE A DORMIR A TU ANGELITO? ESCRÍBEME ACÁ Y TOMA EL TORO POR LAS ASTAS 🙂

BUSCA NUESTROS PAQUETES ACÁ!

 

BIBLIOGRAFIA

https://www.developmentalscience.com/blog/2017/3/31/what-is-a-secure-attachmentand-why-doesnt-attachment-parenting-get-you-there

 

http://developingchild.harvard.edu/science/key-concepts/toxic-stress/

Agregue un comentario