LISTA PARA LA LLEGADA DEL SEGUNDO ANGELITO?

 

Muchas personas me escriben en desesperación cuando, faltando pocas semanas para que nazca el segundo (o tercero, o cuarto) angelito de la familia, mamá y papá se dan cuenta que sus ya transtornadas noches están a punto de volverse aún más caóticas con la llegada del nuevo bebé.

 

El motivo? Su Angelito actual aún despierta varias veces en la noche, duerme con ellos o necesita de mucho apoyo para volverse a dormir cuando despierta de madrugada. De pronto se dan cuenta que ahora tendrán a un recién nacido que DEFINITIVAMENTE necesitará de mucha atención en las madrugadas y durante el día… el panorama no se ve muy alentador!

 

Idealmente, si tu hijo mayor aún no duerme de corrido (y partamos de la premisa que los bebés pueden dormir de corrido en la noche sin necesidad de tomas nocturnas desde aproximadamente los 6 meses de edad – consulta siempre con tu pediatra antes de eliminar tomas), querrás enseñarle a descansar la noche completa (y hacer ricas siestas si aún está en edad de hacerlas) para poder dedicar esas horas al Recien Nacido.

 

NO ESPERES PARA HACER GRANDES CAMBIOS.

 

En la medida de lo posible, no esperes hasta el último minuto para iniciar estos cambios. La llegada del nuevo Angelito va a remover ciertos sentimientos confusos en tu bebé mayor, ciertos miedos y angustias acerca de “qué sucederá ahora que no seré el único” y siento que un buen consejo es intentar mantener rutinas y consistencia en la vida de tu Angelito lo más posible para darle mayor sensación de seguridad y confianza. Por lo tanto, en un mundo ideal, decidirás enseñarle a dormir bien a tu Angelito VARIOS MESES ANTES de la llegada del segundo, para que se encuentre bien adaptado a esta nueva forma de hacer las cosas y no necesariamente vaya a asociar el cambio (por ejemplo, antes dormía con papá y mamá, ahora duermo en mi cuna… esto es culpa del nuevo bebé que me desterró!) con la llegada del hermanito.

 

Aparte, te cuento que me ha pasado varias veces con mamis que esperan hasta el octavo mes de embarazo para enseñar a dormir a su angelito, que el bebé se adelanta y el plan de aprendizaje de sueño se trunca! Así que si tu deseo es que tu bebé mayor duerma bien para cuando llegue tu chiquitín, no esperes al último minuto para hacerlo!

 

PERO BARBARA, YA TENGO 7 MESES O MÁS DE EMBARAZO, ME ESTAS DICIENDO QUE YA NO HAY NADA QUE HACER?

 

Por supuesto que no! En un mundo ideal los cambios se darían antes de los 7 meses de embarazo pero si ya estás ahí y tu deseo es que tu Angelito mayor aprenda antes que nazca el segundo, pues dale, yo personalmente, igual le enseñaría!

 

POR QUE TANTA URGENCIA?

 

Pues básicamente porque cuando llegue el nuevo hermanito vas a estar demasiado agotada para lidiar también con el primero. Créeme que lo último que quieres cuando estás desesperada tratando de que tu recién nacido duerma a las 3am o peor aún, cuando finalmente lograste que éste duerma, es que llegue el mayor a seguir desvelándote! Tú, que ya eres mami, sabes lo AGOTADORES que son tus días sin descanso. Vas a necesitar mucha paciencia y energía para poder darle a tu Angelito mayor tiempo de calidad durante el día y esto va a ser mucho más fácil si no te la has pasado toda la noche despierta acostando a uno y a otro.

 

Tu Angelito mayor también se beneficiará mucho de dormir bien. Estará con mejor disposición en el día, más tranquilo, más alerta y menos propenso a frustrarse. Con o sin hermanito de por medio, recuerda que el sueño es uno de los pilares fundamentales de nuestra salud como seres humanos. Al aprender a dormir como debe podrá dormir de corrido en la noche, sin levantarse a mirar cómo atiendes al nuevo bebé (y posiblemente hacer todo lo que pueda para que lo sueltes y le hagas caso a él!) y en el día hará siestas consistentes y predecibles que también te darán un merecido respiro.

 

Sin embargo, si aún tienes pocos meses de embarazo te recomiendo no dejarlo para el final. Tendrás más paciencia, estarás menos cansada que con la panza enorme de tercer trimestre y tu bebé tendrá más tiempo para adaptarse al cambio antes de que llegue la hermanita.

 

AHORA QUE LLEGA EL SEGUNDO, LE VOY A REGALAR CAMA DE NIÑO GRANDE AL PRIMERO!

 

No tan rápido querida, piénsalo bien! Si tu Angelito mayor tiene 3 años o menos y duerme bien en su cuna, por los motivos arriba mencionados NO LO CAMBIES! No necesita de más cambios en su vida en este momento, y si está claro que su cuna le gusta y duerme riquísimo ahí, entonces POR TU MADRE no lo cambies (sí, sí sé que a tu amiga y a tu prima y a su hermana le resultó increíble cambiarlo desde que tenía un año a su cama Montessori en el piso, pero si quieres mi humilde opinión, te diría NO CAMBIES LO QUE HOY TE FUNCIONA TAN BIEN!

 

OK ENTIENDO. PERO MI BEBÉ DUERME PESIMO EN SU CUNA, SIEMPRE LO TERMINO PASANDO A MI CAMA PORQUE SE DESPIERTA VEINTE VECES EN LA NOCHE. EN ESTE CASO ENTONCES, MEJOR YA DE UNA VEZ LO CAMBIO A CAMA?

 

MENOS! Un bebé que no sabe dormir bien o aún no duerme de corrido aunque físicamente ya puede, es simplemente un bebé que aún no ha aprendido a hacerlo. La cuna no es el motivo por el cual no duerme. Es muy posible que tú aún le des leche para dormir, o que se duerma en brazos y luego lo echas estilo ninja en la cuna y entonces, cuando despierta más tarde en su cuna (y no donde se durmió inicialmente, como tus brazos o quizás tu cama contigo) se pregunta “QUE DEMONIOS HAGO ACA DE NUEVO Y AHORA COMO ***** ME VUELVO A DORMIR? MAMAAAAAAAA AYUDAAAAA!” Esto no va a cambiar automáticamente cuando le compres su cama nueva (aunque hayas oído que a algunos les pasó, sí efectivamente, habemos muchísimas personas en el mundo y de todo ocurre en este reino del señor) pero las probabilidades son altísimas de que el milagro no se dé así. Por el contrario, para un niño menor a 3 años que aún no ha desarrollado físicamente la capacidad de controlar sus impulsos, la nueva “libertad” que le dará la cama le permitirá con mayor facilidad ir a buscarte en la noche. Aunque no lo creas, los barrotes de la cuna los ayudan en el proceso a aprender a dormir pues ponen límites FISICOS a su deseo de bajar y estos límites serán de mucha ayuda tanto para él como para ti cuando le enseñes a dormir. Te recomiendo 1000% entres a este link para leer A FONDO y entender el dilema CAMA O CUNA y ojalá decidas comprar una segunda cuna (o simplemente un pack and play!) para tu bebé recién nacido, y dejes tranquilo a tu Angelito mayor en su cuna.

 

CONVERSA CON TU ANGELITO

Lo más probable es que tu Angelito mayor tenga entre 1 y más años. Sin importar su edad algo que he aprendido y que me gusta mucho es la idea de que debemos conversar y comunicarnos con nuestros Angelitos sin importar su edad (aún si pensamos que no nos entienden), contarles lo que estamos haciendo en este momento, adelantarle lo que vamos a hacer antes de hacerlo y por supuesto en este caso, conversar con ella acerca de los cambios que van a ocurrir ahora que llega su querido hermanito.

 

Sé perceptiva con respecto a sus sentimientos y ACEPTALOS, NO LOS NIEGUES. Si está triste no le digas que no tiene que estar triste. Ella ESTA TRISTE y esa es una REALIDAD. Recuerda que la vida está hecha de sentimientos positivos y negativos, de logros y frustraciones y que nadie, nadie está libre de sentir tristeza, frustración, ira o decepción en alguno que otro momento. Acepta sus sentimientos para que aprenda a expresarlos sin miedo y no los guarde y reprima. Si los puede expresar libremente contigo, sin sentirse juzgado, los liberará y podrá sentirse mejor pronto.

 

Entiende que la llegada de un hermanito va a generarle sentimientos encontrados, GRANDES SENTIMIENTOS que usualmente se expresan con GRANDES ACCIONES! Es posible que tenga más pataletas, o se porte mal para llamar tu atención ahora que pasas parte de tu valioso tiempo con su nuevo hermanito. Recuerda que nuestra búsqueda por la atención de los demás no siempre se lleva de manera positiva y que muchas veces el mal comportamiento de un niño es simplemente su forma de decirte que le haces falta, te necesita y no sabe cómo hacer para que lo “mires” de nuevo. Al fin y al cabo, si te molestas con ella y la gritas por lo menos le estas dando bola (en su cabecita) y no lo estás “ignorando”.

 

QUE PUEDES HACER?

 

Para empezar sería lindo si empiezas a enfocarte en las cosas que hace bien! A veces tenemos la suerte de tener Angelitos que “se portan bien” pero ya su comportamiento es tan usual que nos olvidamos de reconocerlo. No te digo que seas una porrista aplaudiendo todo lo que hace! Pero reconoce cuando hace bien las cosas (aunque no sea raro que las haga igual que sepa que se le reconoce!), no sólo prestes atención a las travesuras.

 

Pasa tiempo de calidad con ella. Esto no significa gastar plata o hacer viajes mágicos y costosos (aunque siempre es paja!). Significa darle tu atención completa durante unos momentos, sin interrupciones del bebé, del teléfono o de la televisión. Siéntate a su lado a verlo jugar. No es necesario que intervengas en el juego ni que le digas la mejor forma de armar ese castillo. Simplemente obsérvalo, disfruta de su creatividad. Que ella sepa que no necesita hacer ningún “show” para que su mami o su papi le presten atención. No tiene que ganar ningún premio ni hacer una pataleta para lograr ser visto. Se le ama porque existe y se sentirá importante al tener tu atención completa y luego, cuando estés con tu Recién Nacido le será más fácil aceptarlo pues sentirá que igual SIGUES AHÍ PARA ELLA TAMBIEN.

 

Disfruta muchísimo a TODOS tus Angelitos! Te felicito por tu hermosa familia! Mucho amor y mucha luz para ustedes!

 

Vas a tener otro bebé y no sabes cómo lograr que tu Angelito número 1 duerma toda la noche y te permita atender a su hermanita menor durante esos primeros meses? Quieres que tu Angelito aprenda a dormir solo en su cuna y duerma como realmente se lo merece? Te podemos ayudar! Haz click acá para contactarte con nosotras!!!!

Agregue un comentario